sábado, 22 de junio de 2013

Menem actor


Experimento sobre el menemismo

Probablemente la formación académica de Perearnau lo haya llevado a concebir un texto, y su correspondiente montaje, de un modo absolutamente consciente de las dificultades que lo atraviesan y que hacia el final del espectáculo son formuladas directamente al público por el actor protagonista. Y obviamente nos estamos refiriendo a la posibilidad de encontrar el nombre del ex presidente y actual senador riojano en el título del espectáculo caracterizado ahora como actor. Seguramente al lector no le sorprenda una caracterización como tal sino el hecho de que lo que está arriba del escenario es, precisamente, la década menemista. Osadía es la palabra que le cabe a este espectáculo más allá de los resultados de su realización.

¿Es posible representar el menemismo del modo en el que hoy se representan otros momentos de la historia argentina? El texto se hace esa pregunta y uno sale de la sala sin tener una respuesta.

El argumento nos ubica en el interior del poder mismo, con Carlos Saúl Menem, su hija Zulemita, Leonel Miguel y Ana María Luján. Entre esos cuatro personajes se desenvuelve toda la obra que recorre vínculos incestuosos, atentados terroristas, expulsiones de la quinta presidencial, accidente/homicidio de Carlos Menem Jr., viajes a Miami y toda una serie de alusiones vinculadas a lo que fue todo ese universo, Susana Giménez incluida.

Y es cierto que la falta de distancia temporal vuelve imposible su representación, y tal vez por ello la obra eligió prescindir de un código mimético y que sólo recurre a él cuando el personaje de Leonel Miguel "parodia" al líder riojano, quien cita apasionadamente la presentación que de Facundo Quiroga hace Sarmiento en su Facundo.

En lo estrictamente estético, los desniveles son más que notorios; pero si se lo toma como un trabajo experimental se perciben las búsquedas y las intenciones. Es justo destacar destacar el trabajo de Julia Funari, una actriz que desde que entra al escenario lo habita y hace que se la extrañe en los pocos minutos en los que está fuera de escena.

Fuente: La Nación

Sala: Ciudad Cultural Konex / Funciones: domingos, a las 19

No hay comentarios: