lunes, 29 de octubre de 2012

Alfonsina y No he dicho

Alfonsina Storni es recordada con pasión sobre el escenario

"Alfonsina", la puesta con dramaturgia y dirección de Darío Cortés y la obra "No he dicho", de y con María Marta Guitart, recorren los textos de Alfonsina Storni para revelar otras lecturas sobre el universo poderoso de la poetisa, al cumplirse 74 años de su muerte.

Dos piezas teatrales se animan a mostrar distintos aspectos de la vida de la escritora nacida en Suiza, en mayo de 1892, quien llegó a San Juan con pocos años, para empezar un derrotero de vida que incluyó una extraña alquimia de talento y desasosiego, con la presencia de la pasión como una constante.

"Alfonsina", unipersonal de 60 minutos, interpretado por la exquisita Viviana Suraniti, revela a una mujer que vuelve de la muerte para compartir con los espectadores -lejos de solemnidades y muchas veces a través del humor- diferentes momentos de su vida y varios escritos que forjaron su sensibilidad.

El interés militante de Storni en las luchas de quienes menos tienen, sus aspectos de solidaridad profunda con otras mujeres, su maternidad precoz y solitaria que decidió defender contra viento y marea salen a escena en un texto de atrevida belleza.

Según Cortés, realizador y autor de "Alfonsina", "quise contextualizar todo el tiempo para reflejar que ella hablaba de derechos femeninos mucho antes de que las mujeres pudieran votar, ella es fundamental en la historia de la conciencia de género en el país".

El joven director investigó durante años la vida de la autora del poema "La loba" con el objetivo de hablar de los aspectos no mencionados en la mayoría de sus biografías, como su amor por el ideario anarquista y su percepción de las otras mujeres como compañeras de lucha.

En este sentido, Cortés señaló que "me interesaba aportar mi propia mirada de género como hombre y lograr realizar un homenaje a todas las mujeres, a través de montar esta puesta sobre Alfonsina, alguien que amaba a la vida y a los hombres con locura".

Suraniti carga sobre sus hombros la intensidad de la personalidad de la escritora y ríe, llora, se enoja, brama, se enamora, se decepciona y sufre los estragos que hace el cáncer de mama sobre su cuerpo con una intensidad arrolladora.

Un magro elenco de objetos como un burbujero, unas luces que ella misma manipula, más una pantalla de video como telón de fondo conforman sus únicos compañeros de viaje teatral.

María Marta Guitart actúa y dirige "No he dicho", en una puesta que parece tomar la decisión escénica de acompañarse por dos presencias escénicas, capaces de acentuar el clima onírico y fatal de la puesta.

La sensible pianista Carolina Ison aporta dramatismo y junto con las proyecciones de los dibujos e imágenes creados por la artista plástica Sol Storni, sobrina nieta de Alfonsina subrayan las hondas palabras de la poeta.

La mirada de Guitart se detiene en los momentos más hostiles que azotaron el destino de la escritora y durante casi una hora, íntegramente vestida de blanco y con el piso cubierto de hojas, convierte sus versos en monólogo.

El recorrido teatral se detiene en los últimos momentos de vida de la autora para resolver su final, la decisión de terminar con su vida en Mar del Plata un 25 de octubre de 1938, con una estética digna y sutil.

Ambas piezas recuren a la memoria para construir un homenaje a esta mujer valiente que merece ser abrazada con un recuerdo libre de demagogias, pero teñido de la cualidad que ella enarboló durante toda su vida, la pasión.

Las dos puestas intentan despertar en el público una suerte de complicidad y conforman una potente invitación a dejarse llevar por los textos de una mujer, incapaz de hacer concesiones frente al amor o al sufrimiento, dos caras de la intensidad.

"Alfonsina", con dramaturgia y dirección de Darío Cortés, interpretada por Viviana Suraniti puede verse los jueves en Auditorio Losada, Corrientes 1551, a las 20.30, antes de diciembre, ya que participará de la Edición VIII del Festival Iberoamericano de Teatro "Cumbre de las Américas".

"No he dicho", escrito y actuado por María Marta Guitart, encuentra un espacio íntimo, con aires de bar, en Pan y Arte, Boedo 876, los domingos a las 19.

Fuente: Télam

No hay comentarios: