viernes, 10 de junio de 2016

Mosquito Sancineto: Improvisación Mosquito


El zumbido de la improvisación

El actor regresa con una propuesta que incluye al espectador

A fines de la década del 80 comenzó a circular por diferentes espacios alternativos y poco a poco buscó definir su trabajo dentro de un rubro poco transitado sobre un escenario: el match de improvisación. Mosquito Sancineto hizo historia dentro del género y armó su propio show, que mantuvo activo durante catorce años en el teatro El Vitral.

El año pasado estuvo a punto de dejar esa experiencia, pero un grupo de alumnos, la aparición de una producción que lo contiene y las ganas de reinventarse lo condujeron a dar forma a Improvisación Mosquito, que está presentando en el teatro Buenos Aires. "La improvisación es mi vida -dice-, es como un hábito. Me la paso jugando todo el tiempo y de golpe se cumplen quince años dentro de esta actividad. Me favorece el nuevo sentido del show, puedo desarrollar nuevas ideas, estilos, juego con una cámara de video. Es como recomenzar, ingreso en una nueva apuesta." La compañía está integrada por Patricio Jarabroviski, Jerónimo Troncoso, César Giovana, Tomás Munareto, Ezequiel Sena, Martín Cutraro, Letali Linetzky, Agostina Viglietta, Rocío Carleti, Facundo Spezzi y Andrés Olivera.

El proyecto, según confiesa, está abierto al público, que tiene la posibilidad de participar muy activamente: hasta puede subir al escenario y dar forma a una propuesta que surja de su imaginación. Hay sorpresas escondidas en algunas butacas y espectadores muy desprejuiciados que siguen las rutinas pautadas con muchas ganas de divertirse.

Al cabo de los años, los temas seleccionados para improvisar han ido cambiando. Hoy aparecen como constantes el reality, el documental, el terror y el grotesco. A Sancineto lo sorprende que las cuestiones políticas no se instalen en el espectáculo. Sin duda, dice, la gente prefiere escapar de temas que la invaden continuamente desde los medios. "El público -cuenta- llega muy relajado y dispuesto a jugar y se va feliz. Antes sólo venía gente muy joven; ahora los chicos traen a los padres y entre todos armamos una gran fiesta."

Desde hace unos años Mosquito Sancineto completa su formación actoral junto a Pompeyo Audivert, y esa relación lo ayudó a ampliar su campo de trabajo. En 2011 participó de la puesta de Antígona Vélez, de Leopoldo Marechal, en el Teatro Cervantes; el año pasado formó parte del elenco de Muñeca, de Armando Discépolo, en el Centro de la Cooperación, y está preparando dos experiencias: un trabajo sobre textos de Olga Orozco, donde recreará a la poeta (está fascinado con ese rol), y El pasado de Florencio Sánchez, ambos dirigidos por Audivert.

"Me gusta este presente a pesar de cierto dolor social que percibo -comenta Mosquito-. Estamos en un momento difícil. Hoy ¿qué convoca primero, comer o ir al teatro? En años anteriores la gente llenaba las salas. Ahora eso no está pasando y no queremos que siga bajando el público, tiene que seguir yendo al teatro. La cultura es un bien necesario y arma una cadena que no tiene que romperse."

Improvisación Mosquito

Teatro Buenos Aires, Rodríguez Peña 411, los viernes, a las 23.45

Fuente: La Nación