jueves, 4 de julio de 2013

Marica


Ovacionado en la tierra de García Lorca

Pepe Cibrián Campoy sorprendió a los granadinos con su unipersonal

FUENTE VAQUEROS.- El camino más rápido que une los 20 km que separan Granada del pueblo de Fuente Vaqueros está cortado por obras de repavimentación. El GPS no advirtió este inconveniente y hubo que tomar una ruta alternativa, alejada de la autopista, desde donde se puede ver mejor Sierra Nevada y el paisaje andaluz. Pepe Cibrián Campoy confía en la decisión de Santiago, su marido, y apenas unos minutos más tarde de lo planeado llegan a la cuna de Federico García Lorca.

Parafraseando La Regenta , la novela de Leopoldo Alas, la heroica Fuente Vaqueros duerme la siesta. Las calles del pueblo le rinden homenaje a su hijo más preciado: La Barraca, Mariana Pineda, Yerma . El realizador argentino fue invitado a realizar una función de Marica , el unipersonal que recorre los instantes previos a la muerte del poeta y dramaturgo español más querido por el pueblo.

Hace algunos años, no recuerda bien cuándo, Pepe quiso escribir una obra sobre Lorca. Investigó mucho y así fue tomando forma esta pieza. "La palabra marica, que escuchaba desde que era chico, es muy despectiva, denigrante. Las palabras son a veces tan sólidas, monolíticas. Así que quise llamarla así y cambiar aquellos sentidos o desarmarlos."

En El lápiz del carpintero, la novela de Manuel Rivas, que fue llevada al cine por Antón Reixa, se ve bien el uso que se le daba a este epíteto durante la Guerra Civil. Antes de ser fusilados, a los prisioneros sus verdugos les gritaban "maricas" para que murieran con su honor manchado.

En un inicio Pepe pensó que Marica sería interpretada por dos actores, Federico y su asesino, pero luego decidió hacerla él mismo, e incorporó tres personajes más: los padres del poeta y Salvador Dalí, con quien mantuvo una íntima relación, para luego despreciarlo durante el apogeo del surrealismo a través del título Un perro andaluz, realizada junto con Luis Buñuel.

Así comenzó un largo recorrido de Marica. Primero realizó algunas funciones en la Facultad de Medicina, luego vino una temporada en El Cubo. Y finalmente su monólogo final -una larga enumeración de quiénes son los verdaderos maricones, los hipócritas, los cobardes, los mediocres- tomó un conocimiento masivo cuando Pepe lo pronunció en la Cámara alta, allí donde le entregaron la Mención de Honor Senador Domingo Faustino Sarmiento por su trayectoria en el espectáculo y su lucha a favor de la ampliación de los derechos.

El recorrido no terminaría allí. Tiempo después llegó la invitación del intendente de Fuente Vaqueros para interpretar el unipersonal en el teatro ubicado frente a la casa natal de Lorca, que lleva su nombre. Éste es un lugar de una gran mística para los innumerables lectores y admiradores de Lorca, es casi un santuario. El pequeño Federico vivió allí hasta los 7 años y luego este sitio fue utilizado por la familia como lugar de veraneo. En el terreno donde se encontraba la casa donde Lorca fue tomado prisionero los días antes de ser asesinado, en la ciudad de Granada, hoy funciona un hotel. Además hay un museo en la ciudad, en la huerta de San Vicente, pero está cerrado por reformas y allí jamás vivió Lorca.

La noche de su debut, en España, y en ese lugar tan mágico, Pepe ingresó en el escenario vestido totalmente de blanco. El único elemento escenográfico, una silla, fue concedida como préstamo por el Museo para la función. "Vengo de la Argentina, donde no existe la palabra extranjero. Hace algunos años me tomé el atrevimiento de escribir una obra en homenaje sobre todos los desaparecidos." En el público estaban Carolina Papaleo, la guionista María de las Mercedes Hernando (ambas viajaron especialmente para la ocasión), Alberto Closas (hijo) y la actriz española María Calleja, cuya madre era amiga de Ana María Campoy.

"Esa noche, delante del público andaluz, me sentí profundamente argentino. Si pude actuar en España, en Fuente Vaqueros, en la cuna de Lorca, y seguir viajando con mi teatro fue gracias a todo lo que me ha dado mi país." Ahora Marica continúa su recorrido internacional. Este mes se presenta en el Festival de Miami y en octubre viajará al Festival de Cuba, y en este caso será Federico quien acompañe al actor a su cuna, a aquella isla donde Pepe nació durante una gira de sus padres.

Fuente: La Nación

1 comentario:

Adriana Alba dijo...

Tuve la oportunidad y dicha de ver el unipersonal de Pepe, cuando lo hizo en la Facultad de Medicina.
Realmene una genialidad.(como todo lo de Pepe)
Gracias.