sábado, 20 de octubre de 2012

Juan Carlos De Petre y Luz De Petre: Caos y otras esperanzas


Un teatro distinto entre Caracas y Buenos Aires

El grupo Altosf, de Venezuela, presentará mañana, en el Celcit, Caos y otras esperanzas, dirigida por Ana De Petre

Lejos de todas sus connotaciones negativas, el caos también puede convertirse en un camino creativo y en una forma de encontrarse. Éste fue el estímulo que eligieron los integrantes del grupo teatral venezolano Altosf para Caos y otras esperanzas , el montaje de creación grupal que presentarán mañana, por única función, en el Celcit. La pieza aborda el vínculo entre un padre y una hija, y plantea un esquema narrativo en "permanente ruptura".

"Lo único que se sabe es que es un padre y una hija. Pero ese padre y esa hija juegan con la realidad permanentemente. Trasciende el problema del vínculo familiar", asegura Juan Carlos De Petre, uno de los protagonistas.

Otra de las particularidades de esta propuesta es que los protagonistas, Juan Carlos y Luz De Petre, son padre e hija en escena y en la vida real y, por si éste no fuera desafío suficiente, el tríptico creativo se completa con Ana, esposa y madre de los dos protagonistas, quien dirige la pieza.

"La anécdota de la obra es secundaria, porque lo importante no es el hilo narrativo sino lo que está detrás. Eso que se arma y se desarma, el caos", dice Luz quien, con respecto a la experiencia de trabajar junto a sus padres, agrega: "A mí lo que me sucede es que me cuesta encontrar una diferencia entre estar en el escenario y estar detrás. Es interesante, porque es muy familiar y natural el vínculo".

Para los impulsores del grupo Altosf, la exploración del caos no sólo tiene que ver con esta obra en particular sino también con un abordaje del trabajo y de la vida misma. "En un momento de la obra yo digo que quizá Dios puso el caos para obligarnos a ser creadores. Y es verdad. La vida nuestra es otro tipo de vida. Una vida dispuesta a las sorpresas. Incluso las planificaciones de giras, para nosotros, son siempre una epopeya", cuenta Juan Carlos.

Caos y otras esperanzas llega a Buenos Aires luego de haber realizado funciones en Santa Fe y Paraná, y de presentarse en festivales internacionales en Venezuela, en ciudades del País Vasco y en Barcelona. El año que viene el grupo regresará a la Argentina con la misma pieza.

En busca de la libertad

El teatro Altosf nació en Venezuela, en 1976, por un impulso de Juan Carlos De Petre, un actor oriundo de Santa Fe que se propuso crear su propio método de creación y formación teatral. "El trabajo tiene como base la investigación, la búsqueda de lenguajes teatrales originales -explica Juan Carlos-. Del desconocimiento parte la obra. Y surge de lo grupal, porque si realmente se forma un grupo de trabajo, ese grupo se transforma en un organismo viviente, sin que nadie quede borrado".

Pese a que rindió sus frutos artísticos, la partida de Juan Carlos y su esposa a Venezuela no fue precisamente deseada. Según cuenta el artista, decidió dejar el país por el clima de persecución que imperaba en aquel entonces.

"En la época de Onganía estuve preso en Devoto junto con el resto del grupo de teatro en el que estaba. Yo siempre digo que con esa experiencia me recibí de persona, porque realmente aprendí lo que es vivir en una situación límite -cuenta-. Después vino la amnistía. Al tiempo, cuando ya estábamos en Buenos Aires instalados, empezó a gestarse la Triple A y nos fuimos a Venezuela con todo el grupo."

Si bien Venezuela significó "la libertad", Juan Carlos asegura que no hubo un sólo día en el que no soñara con regresar a su país. Hoy, él y su familia proyectan llevar una vida entre Venezuela y Argentina, vida que seguro tendrá al teatro como gran unificador.

El grupo Altosf lleva su nombre por un pueblo de Venezuela llamado Altos de Santa Fe. Cuenta con su propia sala en el centro de Caracas, un centro de formación y experimentación en las afueras de la capital venezolana y alrededor de 50 integrantes. Según cuentan Luz y Juan Carlos se formó, en torno a él, una suerte de comunidad. "Hay algunos que se han hecho sus casas cerca de la sede que está en las afueras de Caracas. Es todo muy familiar", dice Luz.

La función de Caos y otras esperanzas será mañana, a las 20, en el Celcit (Moreno 431). En su paso por Buenos Aires, Juan Carlos De Petre dictará esta semana, también en el Celcit, un taller llamado El conocimiento creador.

Fuente: La Nación

No hay comentarios: